Location

Drachenfels Hütte
QR Code

Date

Oct 14 2018
Expired!

Forest Bathing – Shinrin-Yoku – Drachenfels 6 km – Palatinate Forest

Forest Bathing – Shinrin-Yoku – Drachenfels 6 km

Forest bathing is not the same as hiking. The destination in forest bathing is “here”, not “there”. The pace is slow. The focus is on connection and relationship. The focus is on our senses. It is an immersion into nature. It is the art of stillness in the forest.

Shinrin-yoku is a term that means “taking in the forest atmosphere” or “forest bathing.” It was developed in Japan during the 1980s and has become a cornerstone of preventive health care and healing in Japanese medicine. Researchers primarily in Japan and South Korea have established a robust body of scientific literature on the health benefits of spending time under the canopy of a living forest. Now their research is helping to establish shinrin-yoku and forest therapy throughout the world.

The idea is simple: if a person simply visits a natural area and walks in a relaxed way there are calming, rejuvenating and restorative benefits to be achieved.

We have always known this intuitively. But in the past several decades there have been many scientific studies that are demonstrating the mechanisms behind the healing effects of simply being in wild and natural areas. For example, many trees give off organic compounds that support our “NK” (natural killer) cells that are part of our immune system’s way of fighting cancer.

The scientifically-proven benefits of Shinrin-yoku include:

● Boosted immune system functioning, with an increase in the count of the body’s Natural Killer (NK) cells.
● Reduced blood pressure
● Reduced stress
● Improved mood
● Increased ability to focus, even in children with ADHD
● Accelerated recovery from surgery or illness
● Increased energy level
● Improved sleep

Just as impressive are the results that we are experiencing as we make this part of our regular practice:

● Deeper and clearer intuition
● Increased flow of energy
● Increased capacity to communicate with the land and its species
● Increased flow of eros/life force
● Deepening of friendships
● Overall increase in sense of happiness

We recognize that forest therapy approaches such as Shinrin-yoku have roots in many cultures throughout history. John Muir wrote, “Thousands of tired, nerve-shaken, over-civilized people are beginning to find out that going to the mountains is going home. Wilderness is a necessity.” He is one of many people who we include when we think about the origins of the practice.

 

¿Qué es el baño de bosque?

El baño de bosque no es lo mismo que hacer senderismo. El destino del baño de bosque es “aquí” no “allí”. El paso es lento. El foco está en la conexión y la relación. El foco está en nuestros sentidos. Es una inmersion en la naturaleza. Es el arte de la quietud en el bosque.  

El baño de bosque no es lo mismo que hacer senderismo. El destino es “aqui” y no “allí. El paso es lento. El foco está en conexión y relación. El foco está en nuestro sentidos. Es una inmersión en la naturaleza. Es el arte de la quietud en el bosque.

El baño de bosque, también conocido como Shinrin Yoku, es una práctica que consiste en pasar tiempo en el bosque, con el objetivo de mejorar la salud, el bienestar y la felicidad. El término viene de su principio más importante: es beneficioso bañarse y sumergirse en la atmósfera del bosque.

Se trata de una actividad procedente de Japón con gran tradición en diferentes culturas del mundo que invita a curar espiritualmente a las personas que lo practican. Precisamente, su componente espiritual es básico.

En realidad, el bosque no es el único espacio donde se puede realizar, sino que cualquier espacio natural y abierto puede servir. Hay muchas actividades que se pueden realizar en estos lugares mientras se pasea por ellos que pueden beneficiar a la persona. Es importante en todas ellasescuchar, estar tranquilo, aceptar y reconocer la presencia propia y dejar que los sentidos sientan y disfruten de lo que hay a su alrededor.

¿Cómo practicar Shinrin Yoku?

La Asociación de Terapia de Bosque y Naturaleza de Estados Unidos indica que hay una serie de pautas necesarias para beneficiarse del Shinrin Yoku:

•  Conectar con la naturaleza: hay que desplazar la mente a lo largo del paisaje, de tal manera que se abran los sentidos, se cultive la presencia propia y se comunique la persona con la tierra.

•  No tener prisa: los paseos de baño de bosque no tienen como primer objetivo hacer ejercicio físico. La asociación prefiere evitar el término senderismo porque esto implica un esfuerzo físico. Normalmente estos paseos son de un kilómetro y medio y duran entre dos y cuatro horas.

•  Prestar atención: frenar y abrir los sentidos. Dejar que los mensajes de la tierra y la naturaleza entren profundamente en la mente y en los corazones.

•  Dedicarle tiempo: el baño de bosque no es cosa de una única vez y desarrollar una relación significativa con la naturaleza lleva tiempo.

•  Dejarse guiar por un experto: como el yoga, la meditación o el ejercicio, el baño de bosque se aprende mejor con un guía cualificado.

•  Pasear no lo es todo: el paseo es importante, pero hay otras rutinas que ayudan a profundizar en la relación con la naturaleza. Algunas de ellas son sentarse o comunicarse con otras especies.

Beneficios

Diversos estudios han analizado los beneficios fisiológicos y psicológicos de esta práctica. La asociación menciona los siguientes:

•  Mejor estado de ánimo: se ha visto que los paseos a partir de 40 minutos por el bosque favorecen mejores estados de ánimo y sentimientos de salud y fortaleza.

•  Descenso de la hormona del estrés, el cortisol: se reduce así este proceso, relacionado con multitud de patologías como dolores de cabeza, presión sanguínea alta, problemas de corazón, diabetes, problemas cutáneos, asma o artritis.La sobreexposición a cortisol y otras hormonas de estrés puede aumentar el riesgo de ansiedad, depresión, enfermedades cardíacas, aumento de peso y déficit de memoria y concentración.

•  Refuerzo del sistema inmunitario: las hormonas del estrés pueden comprometer el sistema inmunitario. No es raro, por tanto, que el baño de bosque, al reducir la producción de cortisol, fortalezca este sistema de defensa.

•  Mejora de la creatividad: pasar tiempo en la naturaleza mejora la creatividad. Si bien para lograr este beneficio es necesario estar inmerso en la naturaleza un tiempo mayor.

•  Otros beneficios: el baño de bosque también incrementa la actividad del sistema nervioso parasimpático, mejora el descanso, conserva la energía, reduce el ritmo cardíaco e incrementa la actividad intestinal.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *